En la tercera edición de “Pie de Página”, José Guillermo Godoy, presidente de Federalismo y Libertad, conversó con el reconocido escritor venezolano Rodrigo Blanco Calderón, recientemente galardonado con el Premio Bienal de Novela Mario Vargas Llosa (2019), por su exitoso libro The night (2016). La literatura, ha sido el instrumento que los venezolanos han utilizado para explorar sus conflictos sociales a lo largo de su historia, y para Blanco Calderon la tragedia actual está conectada con muchas de las mejores páginas de la literatura venezolana. 

El evento se realizó el 27 de octubre, a través de la plataforma digital zoom. 

El viaje en forma de diálogo partió con la referencia a Antonio Ramos Sucre, poeta, ensayista, autodidacta y diplomático venezolano, que surgió en el marco social y político atrasado, y en un gran páramo artístico e intelectual. Durante la dictadura de Juan Vicente Gomez (1908- 1935), Rodrigo Blanco hizo referencia al surgimiento de dos exponente de la literatura venezolana con más reconocimiento internacional: Rómulo Gallego, cuya novela, Doña Barbara (1929), puede ser leída en clave política: los llanos venezolanos, el encuentro entre civilización y barbarie, y  Teresa de la Parra, quien en la actualidad puede ser vista como precursora del feminismo, y cuya primera novela, Ifigenia (1924), ganó en París el «Concurso de novelistas americanos». 

El diálogo continuó sobre la manera en que la literatura respondió a nuevos incentivos, a nuevos conflictos sociales derivados del pasaje de una economía de tipo agrícola a una de carácter petrolero, junto a los cambios políticos tras la muerte de Juan Vicente Gomez. Las referencias fueron a Ramón Díaz Sánchez, Mene; Julio Garmendia, el cuento “Las manzanitas criollas” Miguel Otero Silva con su novela Casas muertas

¿Por qué los autores venezolanos no tuvieron una mayor proyección durante el boom? Fue uno de los temas tratados durante el evento: el diálogo giró en torno a la irrupción de la novela social, y a la violencia urbana, las referencia fueron a Adriano Gonzalez León y Salvador Garmendia. El auge de la novela histórica en Venezuela, en los 90 pero también en los 2000. Finalmente Blanco Calderón compartió sus referencias literarias, Borges, Bolaño, Piglia. Sobre su novela The Night, afirmó:” La novela no encaja como un rompecabezas, más bien, lo hace como una simetría que encaja piezas sobre un fondo negro. Cuando las piezas encajan, como si fuera el juego Tetris, las líneas desaparecen”. La violencia pero también los escritores y lo producido por ellos, son temas constantes en la obra de Blanco Calderon. 


Reviví la charla completa aquí

 

X